1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://angelesymilagros.about.com/od/jesus-jesucristo/ss/el-santo-nino_2.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

You can opt-out at any time. Please refer to our privacy policy for contact information.

El Divino Niño Jesús

Por

Santo Niño de Atocha
Santo Niño de Atocha

Al Santo Niño de Atocha se le representa vestido de peregrino, con un cayado y una canasta llena de pan, o vacía para representar que lo ha repartido a los necesitados. Muchas veces lleva una calabaza de agua sujeta al bastón.

© Dominio público
La historia del Santo Niño de Atocha se remonta al siglo XIII en Atocha (Madrid, España), durante la ocupación musulmana. Cuando Madrid cayó en manos de los invasores, éstos tomaron prisioneros a los hombres. Sólo a los niños les permitían llevar agua y comida a los prisioneros. Las mujeres le rezaron a Nuestra Señora de Atocha, pidiéndole que ayudara a los hombres. Esta advocación de la Virgen María tiene un niño Jesús en los brazos.

Muy pronto, se comenzó a regar la voz de que un niño pequeño estaba llevando agua y comida a los prisioneros.

Cada vez que iban a rezar, las mujeres notaban que el niño en brazos de la virgen tenía los zapatitos sucios. Se los cambiaban, y al otro día lo encontraban con los zapatos sucios una vez más. La gente de Atocha llegó a la conclusión de que el niño desconocido que ayudaba a los prisioneros era el infante Jesús, a quien su madre había enviado a salvarlos.

La devoción al Santo Niño de Atocha se extendió a otros lugares de España y América cuando se reportaron milagros similares en que un niño ayudaba a los necesitados.

En México también se venera al Santo Niño de Atocha. Esta devoción se extendió con los años hasta Nuevo México en Estados Unidos y sobrevive hoy en día. Cuenta la historia mexicana que unos mineros quedaron atrapados al explotar una mina. Las mujeres pidieron a Nuestra Señora de Atocha su intercesión y pronto un niño pequeño ayudó a los mineros a sobrevivir. Miles de peregrinos visitan anualmente el santuario del Santo Niño de Atocha en Plateros, Zacatecas.

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.